Viviéndolo al Máximo

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

Con su triunfo sobre Deportes Copiapó, el conjunto albirrojo rompió de lleno con los malos inicios de temporada que se habían registrado el 2018 y 2019. Hoy el Uní Uní ha logrado posicionarse rápidamente en la parte alta de la tabla, y aunque aún es muy temprano para hablar de proezas, es evidente que se va por el buen camino.

¿Pero cuales son las claves de este feliz momento?, es la pregunta que ronda en el ambiente, y que tiene varias respuestas, partiendo por el hecho que en el plantel actual existe una fuerte ‘competencia interna’. “Es importante que los jugadores me hagan las cosas difíciles a la hora de armar el equipo”, explicó el entrenador Erwin Durán, una vez que se había consumado el triunfo sobre los atacameños. “Los que han entrado han sabido responder y estado a la altura; así ha sido con Azocar, Lanzini, Morales y Julio Castro. Es vital que cada uno esté preparado para cumplir en el momento que se les requiera”.

Otro soporte donde descansa el equipo, es en sus individualidades, como es el caso de Gonzalo Álvarez, un jugador de rica técnica y que ha sido factor de desequilibrio constante. El zurdo nacido en nuestras canteras, marca diferencias, erigiéndose hasta ahora como la gran figura del equipo.

En el fútbol, tan importante como jugar bien o tener una idea clara, es el carácter, y este Unión San Felipe ha demostrado ser muy fuerte de mente, porque ha sabido responder viniendo desde atrás, precisamente cuando los duelos hay que emparejarlos o ganarlos poniendo algo extra. “El fútbol es pasión y hay que vivirlo al máximo, con entrega y mucho sacrificio”, agregó el estratego, que con los pies bien puestos en la tierra reconoce que aún se debe mejorar. “Vamos paso a paso, con calma, porque debemos corregir algunas cosas, y esto(torneo) es muy largo”, finalizó.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Suscribete

Puede ingresar tu correo y mantenerte informado, además de recibir las novedades del Club.