Unidos

Tras vencer a Santa Cruz el equipo ya se enfoca en el objetivo mayor de meterse en la parte alta de la tabla

El último triunfo se encargó de confirmar el alza de un conjunto albirrojo que desde ahora comienza a mirar con otras perspectivas los desafíos que se le avecinan, ya que Santa Cruz era un verdadero  barómetro que indicaría cosas importantes:  “Era un rival (Santa Cruz) que se podría decir venía invicto, salvo la derrota que sufrieron con Coquimbo, pero esa todos sabemos fue en circunstancias especiales por el tema del Covid; sabíamos que sería complicado y difícil; los pudimos derrotar gracias al orden e inteligencia que mostró el equipo”, afirmó el entrenador Jorge ‘Kike’ Acuña.

En pocos días más Unión San Felipe deberá desplazarse hasta la ‘Puerta Norte’ de nuestro país para desafiar al siempre complicado cuadro de San Marcos de Arica, con el que protagonizarán un verdadero partido bisagra, ya que, de ganarlo los aconcagüinos empezarán a meter presión, por lo que “estamos trabajando muy fuerte porque la idea es traernos puntos importantes que nos permitirán seguir subiendo en la tabla que es lo que todos acá queremos. Sabemos que podemos hacerlo porque lo demostramos con Santa Cruz donde con un jugador menos el equipo mostró: Entrega, sacrificio y mucho compromiso por defender el triunfo”, explicó.

Desde que la dupla Acuña – Suarez asumió el mando técnico, el equipo luce un invicto que ilusiona: “Esto (estar invictos) no es mérito solo nuestro, sino que, de todos porque este es un grupo grande que entiende perfectamente que mientras más unido esté cualquier objetivo se puede alcanzar”, reflexionó el adiestrador.

Suscribete

Puede ingresar tu correo y mantenerte informado, además de recibir las novedades del Club.